El lado bonito de la ropa vs su lado oscuro.

Hace mucho que no escribo artículos opinando sobre algún tema y me centro solamente en la moda, en su versión bonita, en esa que nos pintan y yo también pinto, reflejando en este blog.

Esa donde solo hay gente con gran estilo, dinero y excentricidad para hacer mil combinaciones totalmente perfectas…

Pero ahora, que me puse arreglar mi closet con mi hermana y que por fin limpiamos aquella pila de ropa puesta en un banco que lleva días de acumulación, me di cuenta del lado oscuro de la moda, ese que nadie dice y con el que siempre convivimos.

Porque la mayoría de nosotros contamos con alguna silla que utilizamos como si fuera closet y donde acumulamos la ropa que ya no cabe ni en la cómoda, ni en el closet, ni en ninguna otra parte o que simplemente conservamos tirada por desidia.

Si nosotros las mortales comunes sufrimos por problemas de acumulación de ropa que ya no usamos o nos negamos a abandonar, me pregunto cómo sufrirán las fashion blogger o it girls de moda… O bien, talvez no lo hagan, talvez cuenten con un closet enorme, donde ocultar tanta ropa.

Pero que no oculta el problema real... Prendas y prendas que uno olvida, que ya no te gustan, que ya no te quedan, que están desgastadas, que no están de moda o que simplemente no combinan con todo…

Es cuando te das cuenta que la verdadera importancia del vestir, no la has aprendido, esa de saber comprar tan solo lo esencial, lo que te hace falta, lo que te favorece o aprender a combinarla, que realmente esto muy pocas veces se nos enseña… Que uno se llena de lado bonito de la moda, pero no ve el verdadero, ese donde parece que tu ropa se reproduce día con día y tu ni cuenta te diste, o que has olvidado gran parte de tu guardarropa, para enfocarte siempre en las mismas prendas visibles y cómodas, logrando al final siempre vestirte similar o igual.

Aparte de lo molesto que es planchar, y todo el derroche, consumismo y contaminación que sin querer te llenas por la publicidad, por la moda bonita… Supongo que hay que ser una experta para no sufrir estas molestias, pero creo que lo más conveniente es no dejar de lado esa silla llena de ropa que habita tu cuarto, ni ese closet desordenado y ser más consiente del lado oscuro o realista de la moda… Y esta tan solo verla, apreciarla de lejos, no hundiéndote en sus garras que podrían enterrar tú cuarto, sin darte lo verdaderamente importante, que es el vestir cómodo. Sin ya nada que agregar me despido, cuídense, ciao:D


Imágenes tomadas de la red.

Comentarios